Entrevista con un vampiro

sombra_vaso

A la hora pactada llega, no por recordarlo, sino porque quien le sirve de tiempo completo se lo recuerda y lo llama. Viene totalmente despreocupado, desprovisto de prejuicios y enojos. Se sienta a la mesa que había dispuesto su asistente –y a la que yo ya me hallaba sentado– y me dispongo a sacar la netbook, ya que tengo pensado grabar la entrevista con el software grabador de voz: había olvidado la grabadora en mi habitación.

Se acerca en ese momento su asistente y deja frente a él un vaso casi rebosante del néctar animal, aquél que consumía todos los días, tanto por las tardes a la puesta de sol como al amanecer.

Yo había recibido, como muchos, información acerca de este tipo de personas y los sucesos que enmarcaban su gestación y desarrollo. Siempre se dijo que no era un solo ejemplar, sino que podían encontrarse en cualquier ciudad occidental. En ocasiones se habrían llegado a avistar grupos en diferentes rituales propios de su conjunto.

En este punto (prefiero decirlo crudamente), me embarga el temor. La influencia que tenía aquél personaje sobre el ambiente que lo rodeaba: todo estaba dispuesto de forma tal que se minimizara cualquier impacto de la naturaleza hacia él, me intimida.

Decido, también, iniciar con preguntas simples y que la charla nos vaya llevando a los puntos recónditos de una vida tan –irónicamente– plena. Aprovecho para acotar una cosa, esta no es una transcripción cien por ciento literal de lo que charlamos, porque sin este proceso de edición, la nota se haría extensa en demasía y tal vez hasta ininteligible.

–Buenas tardes, si me permites, te voy a tutear. ¿Me dices tu nombre por favor?

–Hola, me llamo Fernando.

–Muchas gracias por recibirnos aquí, tu propio domicilio y hogar.

–Bueno, es que a esta hora de la tarde me despierto con hambre– ese chiste, extrañamente me tranquilizó.

–¿Cuántos años tienes?

(Veo que duda) –No sé bien cuantos años tengo, no estoy seguro.

–¿Qué me puedes decir de tu manera de vivir?

–No es demasiado. Duermo cuando tengo sueño; cuando tengo hambre siempre tengo un vaso listo frente a mi para beber y me baño sólo cuando siento verdaderos deseos o cuando me agarran con la guardia baja –me dice, mostrándome sus manos con al menos un par de capas de tierra y las uñas algo largas.

–¿Cómo y cuándo te diste cuenta del poder que tienes?

–En realidad fue muy sencillo, aunque al comienzo fue un tema de prueba y error hasta que estuve seguro. Lo que quiero decir es que hay ciertas necesidades que tuve desde que tengo uso de razón (supongo desde que terminó mi anterior vida), pero el gran salto fue darme cuenta de que con un mínimo o nulo esfuerzo esas necesidades, y más, quedan cubiertas. Tengo otro asistente, que no está aquí ahora, que es capaz de salir en medio de la noche a conseguir mi alimento si así lo deseo. Él se pasa el día afuera para conseguir otros recursos, supongo que los propios y los de su compañera. Y ella, la que está aquí a mi lado y habló contigo para que conversemos, es quien está pendiente de mí todo el tiempo. He logrado convertirme para ambos en el ser a quién servir y la razón por la cual seguir viviendo.

separador

Las palabras son rotundas, me quedo sin habla y, aunque lo intento, no logro realizar más preguntas. A pesar de la difícil comunicación que habíamos mantenido, el mensaje llegó claro y conciso. Me despido en ese momento entonces, tanto de mi mini-anfitrión de cinco años como de su madre, quien vuelve a dejar un vaso de leche y unas Óreo frente al primero. Dejo que, al salir, la lluvia que cae me empape, teniendo cuidado igualmente de que la netbook no se moje y se pierda la impresionante grabación que acabo de obtener.

Anuncios

5 comentarios en “Entrevista con un vampiro

¡No olvides comentar esto!

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s